Nueva ley de recoger los pipis de perros

Nueva ley de recoger los pipis de perros

Para muchas personas una nueva ley de recoger los pipis de perros es la única solución aceptable ante una problemática de conciencia que genera grandes inconvenientes de aseo en las calles de España. Ante esta creencia algunas ciudades han comenzado a aplicar diversas medidas para evitar las molestas consecuencias.

El pipi de los perros es un tema que genera grandes debates, ganando tanto adeptos como detractores ante las posibles soluciones aplicables. Lo único cierto es que llegar a una resolución aceptable por todos y de aplicación lógica es complicada; los perros son animales guiados por instintos, el cual les demanda marcar territorios con su olor a través de sus desechos líquidos.



recoger los pipis de perros en la calle

Incluso los hombres, seres humanos racionales capaces de controlarse y de diferenciar los comportamientos propios de los inapropiados, suelen guiarse muchas veces por sus instintos en distintas circunstancias; aunque no se comparen a las necesidades caninas. Mucho más difícil es hacer que un perro al caminar por la calle controle sus necesidades hasta regresar a casa.

La creación de una nueva ley de recoger los pipis de perros implicaría mucho más debate del que se ha logrado hasta ahora y soluciones de mayor embargadora de las que hasta hoy se han propuesto como zonas exclusivas para que los canes puedan hacer pipi.

Legislación actual

Hasta los momentos la legislación existente en España referente a los desechos de los perros obliga a los dueños a recoger las heces de sus animales, para así evitar ensuciar la ciudad y como anexo a ella en lo referente al pipi esto solo esta penalizado en caso de ocasionar daños a terceros.

Sin embargo, son distintas las ciudades donde se planea llegar a la creación de una nueva ley de recoger los pipis de perros incluso muchas de ellas ya aplican soluciones ante esta problemática y sanciones a quienes incumplan las normas establecidas bajo el estatuto de proteger a la ciudad de los daños causados por los desechos caninos.

recoger los pipis de perros



Caso Córdoba

En esta ciudad española se ha puesto en marcha un plan piloto con el que se busca crear conciencia en la población sobre los daños ocasionados en la vía pública. Aunque no se trate de una nueva ley de recoger los pipis de perros, si tiene que ver con el control de las necesidades de los canes y las zonas destinadas a funcionar como baño público canino.

El principal problema ocasionado por las mascotas de toda la ciudad al hacer pipi en las calles consiste en los desagradables olores y las manchas en aceras y paredes que terminan por afear el aspecto de cualquier ambiente. Ante esto Sadeco, como empresa municipal, ha habilitado zonas para que los perros hagan sus deposiciones liquidas.

Se trata de las alcantarillas dedicadas a recoger las aguas pluviales repartidas a lo largo de la ciudad. Pudiendo llegar a convertirse en la mejor alternativa, en relación a la nueva ley de recoger los pipis de perros, la ejecución del plan ha iniciado en el tramo que va desde la calle Jesús y María hasta la plaza de la Agrupación de Cofradías.

El plan ha arrancado con el dibujo de pequeños grafitis en el suelo junto a la boca de las alcantarillas con un simple “pipi aquí”; con ello se busca mostrarle a los dueños las zonas apropiadas para permitir que sus mascotas expulsen sus deposiciones liquidas. De acuerdo al funcionamiento de este plan se planea extenderlo al resto de la ciudad.

recoger los pipis de perros nueva ley



Pipican

El caso de la ciudad de Córdoba no es el único registrado hasta ahora en la búsqueda de soluciones ante esta problemática sobre una nueva ley de recoger los pipis de perros. Desde hace algunos años en diversas ciudades se han creado zonas exclusivas para las deposiciones canicas, tanto de heces como líquidas, conocidas como Pipican.

Son amplias zonas de alcantarillado demarcadas, para que los responsables de los perros les acerquen y permitan hacer sus necesidades sobre ellos. En otros casos solo son zonas cubiertas con concreto y demarcadas para su fin.

Pese a que muchas funcionan como normas o se planean incorporarlas como una nueva ley de recoger los pipis de los perros en las ordenanzas municipales, hasta ahora gran cantidad de ellas están abandonadas.

Esto se debe a lo complicado de controlar este tipo de necesidades en las mascotas y a que dichas zonas terminan por convertirse en nido de parásitos e infecciones. Colabora con tu entorno y cuida de él, vigila a tu mascota y evita incurrir en irregularidades que afectan con quienes conviven.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies